redes-sociales-188x90pxfacebook-90x90pxtwitter-90x90pxyoutube-90x90pxinstagram-90x90pxgoogle-plus-90x90pxlinkedin-90x90px

Noticias Nacionales

Se viene el puente de Reyes, y no olvide que el cansancio al conducir puede generar terribles accidentes

 accidente-carretera-c

A propósito de un triste accidente de una flota en días pasados que dejó 5 personas muertas y varias heridas en Puerto Salgar, y que algunos medios de comunicación se atrevieron a vaticinar que se dio por un 'microsueño' del conductor (primero hay que investigar y luego concluir), consultamos a una autoridad en el tema, el Centro de Experimentación y Seguridad Vial Cesvi Colombia, para indagar qué son los microsueños, sus causas y cómo evitarlos.

El cansancio genera pequños sueños que son fuente de accidentes. El cansancio es un estado sicofísico que, cuando comienza a aparecer, el conductor debe tomar acciones para evitar cualquier situación de peligro. Este se presenta cuando existen las siguientes circunstancias:

- Después de una jornada prolongada de trabajo
- Manejar durante un trayecto largo sin descansar
- Ingerir altas dosis de cafeína (superiores a 300 mg. al día, es decir más de 5 tasas)

Una de las consecuencias más importantes del cansancio es precisamente el hecho de sentir sueño, lo cual afecta y va unido a los demás síntomas:

- El juicio y las decisiones empeoran
- Falta de concentración
- Comienzan a darse cambios de posturas
- Cambios repentinos de comportamiento
- Aparición de microsueños de un segundo, es decir, si el vehículo va a 80 km/h equivale a recorrer 22 metros sin ningún control
- Parpadeo constante
- Sensación de pesadez de cabeza
- Pérdida de la noción de la velocidad y distancia
- Actitudes agresivas hacia los demás conductores y por ende la capacidad de conciencia disminuye.

El cansancio puede ser motivado por tres causas principales: el factor humano, el factor del vehículo y el factor de la vía o su entorno. En cuanto al factor humano, este es el más importante debido a que involucra la predisposición en la cual se encuentra el conductor antes o durante su marcha en el vehículo. En él intervienen aspectos tales como los períodos o lapsos largos de conducción, malos hábitos de ubicación en el asiento, conducir con hambre o lo contrario haber excedido en las comidas, ingerir bebidas alcohólicas, estar viviendo un problema grave, etc.

accidente-carretera-b

El factor vehículo influye de forma considerable en el cansancio del conductor cuando los defectos que pueda llegar a tener el carro sean tomados como normales y habituales: ruidos de desajuste en la carrocería o en el motor, problemas de dirección o suspensión, defectos en el sistema de calefacción, defectos en los ductos de ventilación por falta de mantenimiento, fallas en el sistema de alumbrado del vehículo, ambiente denso en el habitáculo por humo de cigarrillo, etc.

Por último, el factor de la vía y su entorno. De acuerdo al flujo vehicular y clase de vía, el cansancio se ve reflejado en la forma de conducir. A medida que se avanza se puede encontrar con una carretera demasiado densa en su tráfico o por el contrario se puede encontrar una carretera sola y recta, llegando en tramos largos a sentirse monotonía en el viaje. Si a lo anterior se suma que la vía no cuenta con una correcta iluminación o que se conduce durante ciertas horas del día, como son el atardecer o al amanecer, donde el sol puede llegar a molestar la visibilidad, en estas situaciones se comenzará a sentir el cansancio.

Otro gran inconveniente es manejar en las horas de la noche, ya que por lo general la persona no ha dormido antes de sentarse al volante y la noche hace sentir el ambiente pesado y la visibilidad disminuye considerablemente. Asimismo, la presencia de lluvia o de niebla influye directamente cuando esta permanece por un tiempo prolongado mientras se conduce.

   Fases del cansancio

El cansancio tiene tres fases: la primera, en la que se manifiesta desinterés e incomodidad en la silla, se comienza a perder capacidad de reacción y visión periférica; en la segunda, se comienzan a presentar los primeros bostezos, a sentir la boca reseca y una sensación de frío, se percibe como si aumentara la temperatura en el interior del vehículo, se hace más fuerte el deseo de dormir, se repiten con mayor frecuencia los bostezos y se hacen cada vez más profundos, los párpados quieren cerrarse, se empieza a disminuir y aumentar la velocidad de forma irregular, el conductor comienza a desorientarse preguntándose si ya paso o no por determinado sitio; y la tercera, comienza a ver borroso, los músculos se relajan y comienza a cabecear, las ganas de dormir son más fuertes que el esfuerzo que se hace por permanecer despierto.

   ¿Cómo evitarlo?

La forma más importante es que no se debe conducir por períodos superiores a 2 horas continuas y, además, conviene realizar una revisión preliminar al vehículo antes de comenzar a manejar para evitar molestias como ruidos o vibraciones.

Cada dos horas conviene detenerse, caminar, relajar los músculos durante 15 minutos, si es posible lavarse la cara con agua fría y tomar alguna bebida no alcohólica.

accidente-carretera

En cuanto a la dieta, antes de conducir no se deben ingerir comidas que causen pesadez y evitar malas posturas en el asiento, lo cual favorecerá la circulación sanguínea y una correcta posición de la columna.

Mantener una temperatura adecuada dentro del vehículo mediante los sistemas de calefacción o aire acondicionado (entre 19 y 24 grados) abriendo de forma periódica las ventanas para circular el aire.

En cuanto a las medicinas, si va a conducir y va a ingerir cualquier tipo de medicamento, cerciórese que no diga 'CAUSA SOMNOLENCIA'. La cafeína en dosis bajas (menos de 5 tasas), disminuye la somnolencia ayudando a mantener los niveles de percepción y alerta por más tiempo.

   Consejos

- Nunca permita que su apuro sea tan excesivo como para arriesgar su vida y la de los demás.
- La mejor manera de evitar el cansancio es descansar
- A mayor edad se incrementa la posibilidad de tener cansancio frecuente
- Conduzca con prendas que le permitan estar cómodo y relajado
- Procure no manejar al amanecer ni al atardecer, no escuche música relajada mientras conduce y trate de hablar con sus ocupantes, en especial con la persona que lleva a su lado.
- Planifique viajes los cuales no excedan a 8 horas diarias de conducción, si no alcanza a llegar a su destino final es mejor que lo realice en dos o tres jornadas, dependiendo de la distancia. accidente-carretera-d

Y nunca olvide que la prevención siempre será el mejor camino para evitar tragedias.

Comentarios