redes-sociales-276x90facebook-90x90pxtwitter-90x90pxyoutube-90x90pxinstagram-90x90pxgoogle-plus-90x90px

Publicidad Advertisement

Pruebas

Volkswagen Jetta 2.5 DTM Edition: un paquete estético para resaltar la imagen de un ejecutivo familiar.

volkswagen-jetta-dtm-colombiaDe buscar un vehículo familiar que ofrezca gran espacio interior, un baúl amplio y un rendimiento y prestaciones conservadoras, el Volkswagen Jetta 2.5 es sin duda un vehículo a tener en cuenta, pues cumple con todos estos requisitos. Y desde hace un par de meses, para agregar un estilo distinto a la mezcla, la marca en Colombia ofrece el kit DTM.

Disponible de serie o como accesorio opcional para los Jetta vendidos anteriormente, el kit DTM agrega faldones laterales, frontal y trasero en acabado negro mate, pintura negra para el techo, espejos laterales en negro mate, rines de 17 pulgadas y salida de escape cromada.

Hay que aclarar, sin embargo, que nuestra unidad de prueba era, literalmente, una unidad de prueba para el kit DTM, y en razón de ello su equipamiento combina elementos de las diferentes versiones disponibles del Jetta, como lo explicaremos más adelante en su debido momento.

Diseño exterior

El actual Volkswagen Jetta que conocemos en Colombia corresponde a la sexta generación de este modelo y es el sucesor del vehículo que conocimos como Bora. Su enfoque principal fue el de mejorar la participación de la marca en Estados Unidos con un precio más asequible (recortando costos en materiales, acabados e incluso sistema de suspensión trasera) y por tanto gran parte de su desarrollo se realizó en México. Frente al Bora, el nuevo Jetta es más largo (4.61 metros) y más ancho (1.77 metros), pero ligeramente más bajo (1.45 metros).

Su diseño también se mantuvo del lado conservador así que en general tiene una imagen mucho más sencilla que antes por donde se le mire. Las luces frontales ahora son rectangulares, en la parte baja encontramos pequeñas exploradoras y más abajo está el faldón en color negro de la edición DTM.

Los rines de nuestra unidad de prueba son el primer indicio de lo que mencionamos más arriba sobre el hecho que este auto en particular combina elementos de diferentes versiones, pues carece de los rines Onyx de 17 pulgadas del paquete DTM. De cualquier forma, conserva el techo en color negro brillante (con sun-roof), emblema DTM en el marco entre las puertas y el faldón lateral en negro mate.

En la parte trasera resalta un pequeño alerón (lip spoiler) y abajo las salidas de escape cromadas, sin dejar de lado el emblema DTM. El conjunto óptico de esta parte trasera no tiene alteraciones, cerrando lo que ya mencionamos es un diseño general bastante conservador y sin mayores líneas que salten a la vista.

bwd  Página 1/2  fwd

Diseño interior

Al interior del Volkswagen Jetta es donde más se nota la premisa de crear un vehículo más asequible, pues todo el tablero y paneles de las puertas están recubiertos en plásticos duros al tacto, material que también se replica en el timón de tres radios. Aunque nuestra unidad no equipaba allí mandos para el sistema de audio, este es uno de los elementos que sí se equipa regularmente junto con una pantalla en la consola central con cámara de reversa.

El sun-roof también varía dependiendo de la versión, pero en todas encontramos una consola central de buena distribución para una mayor facilidad de uso y vidrios y espejos eléctricos. En la versión DTM se incluyen pestañas con el emblema correspondiente en los umbrales de las puertas delanteras y un emblema adicional en la placa que rodea la base de la palanca de cambios.

La banca trasera ofrece un espacio más que suficiente tanto para piernas como para la cabeza y la capacidad del baúl es uno de sus grandes atributos gracias a sus 510 litros. El ambiente general inspira comodidad y tranquilidad a pesar que, como ya mencionamos, los materiales no son los mejores al tacto.

bwd  Página 1/3  fwd

Mecánica

El conjunto mecánico del Volkswagen Jetta DTM Edition no supone cambios mecánicos debido a que se trata únicamente de un paquete estético, así que seguimos teniendo a disposición 170 caballos de potencia provenientes de un motor de cinco cilindros y 2,480 c.c. La transmisión es una automática Tiptronic de seis velocidades con mando manual desde la palanca (también está disponible una manual de seis velocidades).

Comportamiento

Nuevamente volvemos al tema de la concepción del vehículo para traer a colación esos detalles que lograron hacer más asequible al nuevo Volkswagen Jetta. Por un lado tenemos los plásticos duros a lo largo de interior, que si bien a primera vista no se ven fuera de lugar, al primer contacto no transmiten la misma sensación que se siente en un Bora.

El aislamiento acústico también se vio sacrificado, algo que se nota cuando se acelera a fondo y el sonido del motor se hace presente en la cabina. Por fortuna, la suspensión trasera de los modelos comercializados en Colombia es la de brazos múltiples y no la del eje rígido, por lo cual la marcha es más cómoda y se notan beneficios en su estabilidad.

Las curvas se pueden tomar con confianza, y siempre dentro de los límites del vehículo la trayectoria se mantendrá sin problema, aunque la dirección de asistencia hidráulica es más bien "muda" en lo que transmite del camino. Eso sí, hay que resaltar la buena posición de manejo gracias a una columna de dirección ajustable en altura y profundidad y a unas sillas cómodas con buena sujeción lateral.

En cuanto al motor, estamos ante el cinco cilindros y 2.5 litros que conocimos desde el Bora, así que en términos de rendimiento no hay sorpresas. La buena aceleración se acompaña con el característico sonido de este tipo de motor y con el pedal derecho presionado con decisión la transmisión permite escalar hasta las 6,000 rpm antes de hacer el cambio.

La caída de revoluciones entre cambio y cambio, sobre todo entre las primeras relaciones, es notoria, pero no lo suficiente para salir de un rango de revoluciones óptimo. Esto quiere decir que el Jetta puede seguir acelerando a un buen paso sin perder el ritmo y sin problema alguno se puede alcanzar un paso apresurado en autopistas.

Sin duda no es el vehículo más rápido, y motores más modernos como el 1.8 turbo de 170 caballos que ya reemplazó a este 2.5 en el mercado estadounidense, mejoran en rendimiento y eficiencia (nos gustaría verlo en nuestro país). De cualquier forma, el Volkswagen Jetta 2.5 sigue siendo un vehículo con un rendimiento más que adecuado para sus pretensiones y en el cual lo que más resalta es su espacio y comodidad interior.

bwd  Página 1/3  fwd

Seguridad

El equipamiento de seguridad del Volkswagen Jetta es acorde a su rango de precios y ofrece dos bolsas de aire frontales y dos laterales, cinturones de seguridad de tres puntos en los cinco puestos y anclajes ISOFIX en los laterales traseros, frenos con ABS y EBD, y control de tracción y estabilidad.

Evaluación final

A pesar de haber sido concebido como un vehículo más asequible que su antecesor (con todo lo que eso acarrea), la sexta generación del Volkswagen Jetta 2.5 es un vehículo más que competente y que cumple a cabalidad con sus pretensiones y con lo que sus propietarios podrían requerir. Hay espacio más que suficiente para la familia, se cuenta con toda la comodidad que se podría requerir para el día a día y con una motorización apropiada para que todo lo anterior se pueda mover con facilidad.

Y si a su apartado estético exterior conservador le agregamos el nuevo kit DTM para resaltar su apariencia con algunos elementos más deportivos, el Volkswagen Jetta DTM se convierte en un auto muy completo que con su precio inicial de $51'990,000 (Trendline mecánico; el precio del Confortline automático, el más equipado, asciende a $64'990,000) es una apuesta competitiva para su segmento en Colombia.

Destacamos

  • Equipamiento de seguridad
  • Espacio interior

Podría mejorar

  • Materiales y acabados interiores
  • Eficiencia del motor

Volkswagen Jetta 2.5 DTM Edition

jetta-dtm-d

jetta-dtm-f

Comentarios